A menudo diseñar un plan de comunicación se encuentra con el enemigo en casa. Muchos directivos no quieren abordar la forma de enfrentarse a una crisis porque piensan erróneamente, que los viejos métodos siguen valiendo. Pero sin el apoyo de la dirección será imposible superar una crisis de comunicación y como hemos repetido en muchas ocasiones, estar preparado es el primer paso para el éxito.

Si este es el caso en su empresa, puede utilizar algunas estrategias para superar las reticencias internas:

1.- SONDEE A SU EQUIPO DIRECTIVO

Organice una reunión con los jefes de departamento y pregúnteles qué problemas son los que les quitan el sueño. Después exponga los obstáculos con los que se enfrentaría la organización en caso de que estos problemas se hicieran realidad y analice si la compañía está realmente preparada para afrontarlos.

Cada miembro de su equipo tendrá en mente un tipo de crisis diferente. El departamento de RR HH puede estar preocupado por el comportamiento de sus empleados, mientras que su director de información estará pensando en problemas de ciberseguridad. Cuando cada trabajador haga públicas sus inquietudes la dirección tendrá una lista los problemas que se les pueden avecinar y será más proclive a diseñar un plan de crisis.

2.- FORME A SUS EMPLEADOS

Prepare una presentación con su equipo directivo donde el objetivo sea preparar, provocar el pensamiento e inspirar a la acción, para que en última instancia el plan de crisis sea aceptado.

Debe ser una presentación interactiva que discuta las realidades de la gestión de crisis. Utilice ejemplos reales de organizaciones que los han manejado bien, así como de otras que han fracasado.  Debe proporcionar a su equipo algunas pautas sencillas que podrían comenzar a implementar a crear una cultura de preparación para la crisis.

Un experto externo con experiencia en el mundo real puede aportar credibilidad y apoyo a sus objetivos. La persona a la que contrate debe ser un orador con experiencia en administración de crisis en el mundo real

3.- PONGA A SU EQUIPO A PRUEBA

Si su equipo directivo considera que está preparado para manejar una crisis, póngalo a prueba. Las simulaciones de crisis son una forma estimulante de aceptar un plan de crisis.

Simular la gestión de una crisis en tiempo real le permitirá comprobar si su empresa está realmente preparada, cuál es su capacidad de reacción y le permitirá solventar las deficiencias para un futuro caso real y sobre todo convencerá a la dirección de la necesidad de diseñar un plan de gestión de crisis.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here